Historia de Ayerbe (siglo XIX)

ÔĽŅ
Historia de Ayerbe (siglo XIX)
Ayerbe en el S. XIX.

El 6 de junio de 1808 en Bayona, Jos√© Bonaparte ‚ÄĒhermano de Napole√≥n‚ÄĒ fue proclamado Rey de Espa√Īa

En 1810 un enfrentamiento tuvo lugar en el convento de los padres dominicos de Ayerbe. Atrincherados los franceses en el convento fueron presionados a huir; las tropas nacionales no tuvieron otro remedio que prenderle fuego para que lo desalojaran.

El d√≠a 11 de octubre de 1811 lleg√≥ el general Mina a Ayerbe para sitiar y atacar a la numerosa guarnici√≥n francesa que se hallaba fortificada en el palacio del se√Īor marqu√©s de Ayerbe; los franceses ten√≠an en el lugar un destacamento de gendarmer√≠a y durante un tiempo algunas compa√Ī√≠as de otros cuerpos, con el fin de conservar las comunicaciones con Francia por Jaca y Canfranc; Despu√©s de varios ataques, Mina, tuvo noticia de que ven√≠an mil soldados franceses al mando del jefe Ceccopieri, en socorro de los sitiados; Mina oblig√≥ a levantar el sitio y sali√≥ al encuentro cerca de las murallas de Ayerbe, atac√≥ al enemigo forz√°ndolo a batirse en retirada para alcanzarlo en Plasencia del Monte. Se hicieron 308 muertos, 600 prisioneros de tropa y 17 oficiales.

El siglo XIX, fue crucial en general para todo el medio rural espa√Īol, comenz√≥ con la derogaci√≥n en las Cortes de C√°diz (1812) del r√©gimen se√Īorial. No fue sin embargo inmediatamente puesta en pr√°ctica esta decisi√≥n sino que hubo que esperar a la d√©cada de 1840 para su completo desmantelado. E incluso una vez desmantelados jur√≠dicamente los se√Īor√≠os, la nobleza conserv√≥ buena parte de su influencia y riqueza en la zona, adapt√°ndose a los nuevos derechos burgueses de propiedad de la tierra, poseyendo abundantes y ricas tierras hasta el comienzo del siglo XX. Otro acontecimiento clave de este siglo, muy ligado a la extinci√≥n del se√Īor√≠o, es el desarrollo del proceso desamortizador, que abarc√≥ pr√°cticamente toda la segunda mitad de la centuria aunque present√≥ algunos momentos de especial intensidad como el impulso que le dio el ministro Madoz hacia 1860.

En diciembre de 1813 en Espa√Īa: el rey Fernando VII subi√≥ al trono despu√©s de que Napole√≥n Bonaparte obligara a su hermano Jos√© a abdicar de la Corona de Espa√Īa

En 1813, en la retirada del ej√©rcito franc√©s de Espa√Īa, 22.000 hombres pasaron por Ayerbe en su camino hacia Canfranc, con intentos de atropellos y saqueos que impidi√≥ el jefe de gendarmer√≠a.

IV Marqu√©s - Pedro-Ignacio Jord√°n de Urr√≠es y Palafox nacido en Zaragoza el d√≠a 31 de julio de 1791 y ya en edad juvenil tom√≥ parte en la defensa de Zaragoza, como Ayudante de √≥rdenes de su t√≠o Jos√© de Palafox y Melci; luego fue designado Gentilhombre de C√°mara y recibi√≥ la Cruz de Valen√ßay, otorgada a t√≠tulo p√≥stumo a su padre, as√≠ como la Gran Cruz de Carlos III. Alcanz√≥ el grado de Coronel de Caballer√≠a de Guardias Espa√Īolas, ingres√≥ en la Orden de Calatrava y fue Maestrante de Zaragoza. Se cas√≥ con Mar√≠a Luisa de Salcedo y Urquijo, de la que tuvo a Juan, Rafael y Luis (ambos Caballeros de Calatrava desde 1853). Muri√≥ el 16 de mayo de 1843 enterr√°ndosele en su pante√≥n de la iglesia de Nuestra Se√Īora del Remedio de Ayerbe.

interior de la fuente de Los Tres Ca√Īos.

A la primera mitad de este siglo corresponde la obra de la fuente de Los Tres Ca√Īos, a la que se complement√≥ con un considerable abrevadero para las bestias y lavadero p√ļblico; este √ļltimo fue el primero de los cinco con que cont√≥ Ayerbe.

El 29 de septiembre de 1833 en Espa√Īa: la reina Isabel II subi√≥ al trono a la muerte de su padre, Fernando VII


En 1845 Ayerbe tenía 442 casas y 2170 almas.

V Marqu√©s - Juan Nepomuceno Jord√°n de Urr√≠es y Salcedo nacido en Zaragoza el d√≠a 2 de abril de 1825. Senador del Reino, Gentilhombre de C√°mara, Maestrante de Zaragoza, Caballero de la Orden de Calatrava (1853). El d√≠a 10 de abril de 1850 se cas√≥ con Juana Ru√≠z de Arana y Saavedra y de ella nacieron Juan Nepomuceno, Luis, Domingo y Luisa, Mar√≠a-Pilar (casada en 1873 con Francisco-As√≠s Oso√Īo de Moscoso y Borb√≥n, Duque de Sesa, Marqu√©s del Aguila y Conde de Altamira y Trast√°mara, con Grandeza), Fernando (Marqu√©s de Novallas, Secretario y Consejero de Embajada), Jos√©-Mar√≠a y Ram√≥n. Otorg√≥ testamento el a√Īo 1859 y muri√≥ al a√Īo siguiente.

Se acomete la obra de la acequia desde Fontoval hasta el R√≠o Vadiello. El agua, adem√°s de para regar, sirvi√≥ para mover un molino harinero. Con los a√Īos se instalar√≠an, en su curso, cuatro lavaderos p√ļblicos: La Canal, la Canaleta Alta, la Canaleta Baja √≥ Cuartel y los Qui√Īones.

Disfrutaba Ayerbe de un molino de aceite de tres vigas y algunos telares de lienzos y sayales ordinarios.

El correo se recibía los domingos, martes y viernes. Salía los martes, jueves y sábados.

Ten√≠a la villa una escuela de primera instrucci√≥n, de ni√Īos, a la que acud√≠an con regularidad 135 alumnos. Contaba con un maestro y un pasante. Hab√≠a otra escuela de ni√Īas ‚Äúen la que adem√°s de las labores propias del sexo‚ÄĚ, se les ense√Īaba a leer, escribir y el catecismo. Acud√≠an 120 alumnas para una sola maestra.

En 1852 se fundó la carnecería de Casa Juanico, que funcionó hasta 1936 que tuvo que cerrar por cuestiones políticas.

El 13 de abril de 1855, La antigua iglesia de Nuestra Se√Īora del Remedio se inaugur√≥ como parroquia de San Pedro, despu√©s de repararse y acondicionarse con una subvenci√≥n del Gobierno de la reina Isabel II, gracias a las activas gestiones del entonces p√°rroco Don Jaime Borra y las diligencias practicadas por el ayerbense Don Mariano Soler, por entonces Magistrado de Pamplona.

En 1857 Ayerbe tenía 2.005 habitantes.

VI Marqu√©s - Juan-Mar√≠a Nepomuceno Jord√°n de Urr√≠es y Ruiz de Arana naci√≥ en Zaragoza el D√≠a 21 de febrero de 1851. Grande de Espa√Īa, Senador del Reino, Maestrante de Zaragoza, Acad√©mico de la Real de Risto√Īa, Caballero de Calatrava, Collar y Gran Cruz de Carlos III y Embajador de Espa√Īa en Portugal y San Petersburgo. Cas√≥ con Caralampia M√©ndez Vigo y Arizcum, Condesa de Santa Cruz de los Manueles, de la que naci√≥ Juan Nepomuceno. Falleci√≥ el d√≠a 11 de mayo de 1908.

El d√≠a 27 de enero de 1861, sali√≥ a subasta el cuarto denominado El Saso, una partida perteneciente a los propios de Ayerbe y aldeas. Gana la subasta, como mejor postor, D. Manuel Soler Langl√©s y se hizo la compra con la facultad de ceder los derechos a terceros; Se dividieron 413 acciones repartidas de manera muy irregular entre un grupo de 211 personas. Treinta y tres a√Īos m√°s tarde, el d√≠a 13 de febrero de 1894 y ante Notario, se constituyeron en Asociaci√≥n.

19 de septiembre de 1868 en Espa√Īa: se produjo la Revoluci√≥n de 1868 ‚ÄĒapodada La Gloriosa‚ÄĒ que derroc√≥ a la reina Isabel II

19 de octubre de 1868 en Espa√Īa:, el gobierno establece la peseta como unidad monetaria.

Contenido

1870 - 1879

El 2 de enero de 1871: en Espa√Īa, el rey Amadeo de Saboya jur√≥ solemnemente la Constituci√≥n.

El 11 de febrero de 1873 en Espa√Īa, las Cortes aceptan la renuncia al trono de Amadeo de Saboya. Se proclama la I Rep√ļblica, siendo nombrado presidente de la misma Estanislao Figueras.

En el verano de 1873 llegaron cerca de Ayerbe los carlista cuyo principal objetivo era penetrar en la Villa, topándose con un pueblo armado y pronto a defender sus hogares que hizo a los carlistas desistir de ese propósito.

La noche del 19 al 20 de enero de 1874 lleg√≥ hasta Ayerbe la columna carlista mandada por el Brigadier Don Manuel L√≥pez de Caracuel, compuesta del Escuadr√≥n de Lanceros de Do√Īa Margarita y del Batall√≥n de caballer√≠a Almog√°vares de Nuestra Se√Īora del Pilar, primero de Arag√≥n; 800 hombres, de ordinaria permanencia por las Cinco Villas. La comandancia carlista de Sos del Rey Cat√≥lico hab√≠a pedido en repetidas ocasiones la contribuci√≥n a la alcald√≠a de Ayerbe que siempre le fue negada por su alcalde d. Mariano Soler. Aprovecahar√≥n los cabecillas carlistas Caracuel y Boet la orden de desarme del batall√≥n de voluntarios de la libertad dispuesto por el gobierno de Espa√Īa tras el golpe faccioso dado por el general Pavia al leg√≠timo gobierno de la Rep√ļblica, el 3 de enero de 1874. El mismo 19 por la tarde sal√≠an dos carromatos cargados de armas para Huesca. Entraron los Carlistas y quemaron la correspondencia p√ļblica y el registro civil. Durante ocho horas de angustia, martirio y amenazas tuvieron los carlistas retenidos como rehenes a algunos ancianos y gran n√ļmero de mujeres en un desv√°n del Ayuntamiento. A las ocho de la noche del d√≠a 20 de enero, el gobernador militar de la provincia general Delatre con varias decenas de guardia civiles de a caballo supo ahuyentar de Ayerbe a los carlistas que se llevaron un bot√≠n de 10.000 pesetas y cuantos caballos pudieron replegar.

El 29 de diciembre de 1874 en Espa√Īa: el rey Alfonso XII fue proclamado rey de Espa√Īa por el general Mart√≠nez Campos.

A fines de octubre de 1875 volvió a ser visitada Ayerbe por otra partida de carlistas al mando de D. Francisco Santa Pau, que se rindió a la tropa que accidentalmente ocupaba la Villa.

El día 27 de diciembre de 1875 hicieron noche en Ayerbe los prisioneros carlistas de la partida Boet y de las facciones del Norte, que fueron aprehendidos por el general Delatre en unas operaciones por el noroeste de la provincia de Huesca y primeros pueblos contiguos de la de Navarra. Al día siguiente salieron para Huesca.

En diciembre de 1875 se abri√≥ al p√ļblico la estaci√≥n telegr√°fica de Ayerbe.

El día 5 de junio de 1876, de cuarenta a cincuenta jóvenes ayerbenses, dieron gracias en la ermita de la Virgen de Casbas, después de participar y haber vuelto con vida de la Tercera Guerra Carlista.

El 2 de agosto de 1876 se dan noticias de la orden de un pago de 6.000 pesetas concedidas al Ayuntamiento de Ayerbe, como subvención para las obras de la nueva casa-escuela que estaba próxima a inaugurarse. El coste total de la obra rondó las 60.000 pesetas.

En ocubre de 1876 se dan noticias de haberse abierto en septiembre nuevas escuelas. Pueden ser las de Losanglis que también eran de nueva fábrica.

1877 fue un a√Īo de penurias y general pobreza debido a la sequ√≠a y mala cosecha. En Ayerbe, el Ayuntamiento se limit√≥ a solemnizar las Fiestas de Santa Leticia con los cultos religiosos de costumbre, suprimiendo los festejos y diversiones p√ļblicas. Tambi√©n la compra-venta en la Feria de San Mateo fue m√°s escasa. Los caminos se llenaron de ladrones que asaltaban a los viandantes.

En diciembre de 1877 se dan noticias de que en un local de la escuela elemental de ni√Īos funciona la escuela nocturna de adultos. Los maestros daban las clases gratis, el Ayuntamiento pagaba la luz y el material de los ni√Īos no pudientes iban con cargo a la escuela de ni√Īos.

En 1878 se hacían fiestas en honor a San Babíl y San Pablo los días 23, 24 y 25 de enero

En 1879 en Ayerbe, el comercio, para solemnizar la llegada de los ingenieros espa√Īoles y franceses, para tratar de la nueva l√≠nea ferroviaria internacional (Zaragoza, Canfranc, Pau) celebr√≥ un banquete en la casa de don Gabriel Lizaba, al que asistieron don Liborio Nivela, don Benigno Ponz, don Ignacio Cinto, el alcalde don Pedro Corral, don Ram√≥n Coiduras, don Manuel Laguarta, don Joaqu√≠n Gallego, don Agust√≠n Ubieto, don Babil Coiduras, don Jos√© Duch, don Juli√°n Carrascal, don Nicol√°s Arenas; siendo invitados don Juan Antonio Pie, agente de negocios de la corte; don Manuel Gamo, director de EL DIARIO, y don Juan Luesma, exjefe de la Caja, de la Administraci√≥n Econ√≥mica de Zaragoza.

En la elecciones municipales de mayo de 1879 en Ayerbe sólo presentaron candidatos los demócratas posibilistas.

En octubre de 1879 el Ayuntamiento de Ayerbe acord√≥ contribuir con la cantidad de 500 reales vell√≥n para el alivio de los da√Īos producidos por las inundaciones.

1880 - 1889

En la d√©cada de 1880, comenzaron grandes obras que en a√Īos sucesivos fueron dotando a la Villa de infraestructuras de utilidad p√ļblica: nuevas escuelas p√ļblicas a la que concurr√≠an 200 ni√Īos y otras tantas ni√Īas; cont√≥ el edificio, adem√°s de las aulas, con oficina para el Ayuntamiento, pisos para los maestros y para el alguacil; inicio de aceras y cloacas (calle Nueva) y construcci√≥n de un nuevo matadero.

El cuarto denominado La Sarda, cuyo fundo se hallaba en poder del Estado desde que empez√≥ a regir la ley de 1 de mayo de 1855, fue ganado en subasta p√ļblica por D. Pedro P√©rez Aguarod que hizo cesi√≥n de la finca a favor de 346 personas; El d√≠a 17 de diciembre de 1880 se acept√≥ la propiedad del monte y se hizo la escritura de Sociedad.

Hace algunos a√Īos que funcionaba la ¬ęSociedad de recreo y beneficencia¬Ľ dedicada a representar obras de teatro con actores y actrices ayerbenses aficionados.

En 1880 la cosecha de vino fue arruinada por el pedrisco.

En septiembre de 1880 las tres provincias aragonesas piden que se lleve a la próxima reunión de Cortes, el proyecto de ley de concesión de la línea férrea a Francia por Zaragoza, Huesca, Ayerbe, Jaca y Canfranc.

Durante las fiestas de Ayerbe de 1880 hubo gran animación; algunas aceras aparecieron rotuladas con lo siguiente inscripción acertijo: "A Canfranc o..." También pasearon un farol parodiando al periódico de Zaragoza: "¡Chin Chin!" en la que se leía: "A Canfranc o al charco."

En Ayerbe en 1881 fue hallado en una balsa el cadáver del octogenario Blas Auseré

Comienza 1881 con protestas de los pueblos de la carretera de Huesca a Francia por el nov√≠simo servicio de correos montado por el sistema de bagajer√≠as, a costa de los pueblos que han de conducir la correspondencia p√ļblica, obligaci√≥n exclusiva del Estado. A Ayerbe le correspond√≠a llegar hasta La Pe√Īa.

El 29 de marzo de 1881 fallece en Ayerbe d. Ildefonso Monreal, medico de la Villa y padre de d. Ricardo Monreal.

Ayerbe, el día 31 de diciembre de 1881 y los días 1 y 2 del siguiente enero celebró con gran fiesta la concesión del camino de hierro de Huesca a la frontera francesa.

El d√≠a 1 de enero de 1882 una procesi√≥n c√≠vica recorri√≥ las principales calles de la villa, celebrando la concesi√≥n de la linea f√©rrea, formada por el siguiente concurso: los ni√Īos de las escuelas con multitud de peque√Īas banderas todas con alusivos lemas, y los oficiales de los establecimientos de ense√Īanza que llevaban los ni√Īos Otal y Fontana. El gremio de labradores con un gran estandarte blanco con profusas franjas de oro, y en bordado los principales atributos del trabajo, con un saludo a los protectores de la l√≠nea f√©rrea. Los artesanos con el suyo de iguales dimensiones del anterior, de tela de seda encarnada, y en rel√≠ebe de oro las herramientas de diferentes artes y oficios, ley√©ndose una felicitaci√≥n de agradecimiento al gobierno. El comercio con estandarte de rico raso, colores nacionales, con el siguiente lema: "al Rey y su gobierno, el Comercio agradecido". Los estudiantes residentes en la poblaci√≥n con motivo de las vacaciones, llevando una elegante bandera con los colores de las facultades de derecho, farmacia y medicina, formando un buen grupo de apuestos como discretos j√≥venes. La sociedad dram√°tica con estandarte rojo y adornos de hilo de oro, con significativos lemas, destac√°ndose un buen retrato de Calder√≥n de la Barca. El coro de ni√Īos con bandera que llevaba el adolescente Vicente Castro, cerrando la numerosa comitiva el Clero, Junta de festejos y Ayuntamiento, seguidos de la Charanga de la localidad. Cada ense√Īa iba acompa√Īada de animado s√©quito, divis√°ndose entre los √ļltimos un buen contingente de capacidades. El se√Īor alcalde, don Pedro Corral, dio por terminado el acto con la lectura de un extenso telegrama de felicitaci√≥n al gobierno y con vivas que fueron contestados con entusiasmo.

En Ayerbe la campi√Īa sufri√≥ bastante con el pedrisco del d√≠a 15 de julio de 1882.

El 13 de agosto de 1882 en parte de los t√©rminos de Ayerbe cay√≥ un fuerte pedrisco que produjo grandes perjuicios principalmente en los vi√Īedos. Esta nueva calamidad complet√≥ la aflicci√≥n de una comarca que confiaba atenuar las estrecheces econ√≥micas del a√Īo con los rendimientos del vino, cuya cosecha, aunque distaba mucho de pr√≥spera, no se presentaba mala.

antigua casa-escuela

El 7 de septiembre de 1882 est√°n ya terminadas completamente las obras de la nueva casa-escuela de Ayerbe. Era Alcalde D. Pedro Corral

El 25 de enero de 1883 Se celebró la acostumbrada romería a la ermita de San Pablo, sin que ocurriera el menor incidente desagradable. Por la noche la "Sociedad de Recreo y Beneficencia" obsequió a los vecinos con una amena función teatral, poniendo en escena la celebrada comedia en tres actos "La mejor razón, la espada", y el gracioso sainete "El que nace para ochavo..." con regular éxito. Todos los actores cumplieron como buenos.

La campi√Īa, en enero de 1883 a pesar del fr√≠o presentaba un aspecto halag√ľe√Īo, permitiendo augurar una mediana cosecha. La de aceite fue escasa y los tres molinos de oliva que exist√≠an hab√≠an terminado el trabajo. Estaban en plena operaci√≥n de cava de las vi√Īas. Se vend√≠an peque√Īas partidas de vino con un precio de 12 a 13 reales c√°ntaro.

El 23 de mayo de 1883 se cas√≥ d. Ricardo Monreal con d√Īa. Carmen Duch.

El día 23 de junio de 1883 nombrado juez municipal de Ayerbe d. Mariano Soler.

El d√≠a 31 de junio de 1883 , en la alcald√≠a de Ayerbe subasta p√ļblica para contratar la construcci√≥n del alcantarillado, afirmado y colocaci√≥n de aceras en la calle Nueva de dicha villa. El presupuesto de las obras fue de 14.398 pesetas 72 c√©ntimos.

Durante la feria se solicit√≥ bastante ganado vacuno, cabrio, de cerda y asnal, alcanzando los vendedores un resultado que super√≥ sus esperanzas. El mercado, en parte, depend√≠a de la parcial que lograra la feria de toda clase de ganado. Los monta√Īeses bajaban con ganado y con el dinero de la venta se surt√≠an en esta plaza de lo √ļtil para la vida del a√Īo pr√≥ximo.

La cosecha de vino en 1883 venía bien y de buena calidad.

En Ayerbe el día 5 de marzo de 1884 los republicanos de todos los matices conmemoraron juntos y con gran concordia y patriótico entusiasmo el fallido ataque carlista a Zaragoza que tuvo lugar el 5 de marzo de 1838.

En abril de 1884 se habla sobre las fiestas celebradas en Ayerbe con motivo de la inauguración de una ermita. Pudo ser la reedificación de la ermita de San Pablo.

El día 6 de junio de 1884 el coche-correo de Huesca a Jaca llegó con una hora de retraso, por haber volcado a la salida de Ayerbe. Algunos viajeros sufrieron ligeras contusiones.

En julio de 1884 se concedió a las escuelas municipales las vacaciones de la tarde, y la completa durante la primera quincena de Agosto.

En la feria de Ayerbe de 1884, se hicieron muy contadas transacciones de ganado por el excesivo precio a que se ofrec√≠a, resultado de las muchas demandas. La feria tuvo lugar con extraordinaria concurrencia de gentes, particularmente de la ribera izquierda del rio G√°llego, pues a los de la derecha les fue imposible acudir por haber arrastrado las √ļltimas crecidas cuantos puentes y barcas les pon√≠an en comunicaci√≥n con la citada villa.

En octubre de 1884 hubo un incidente de extravío del presupuesto municipal para el ejercicio económico de la villa de Ayerbe.

En noviembre de 1884 los republicanos de Ayerbe ingresan 60 pesetas en una suscripci√≥n para erigir un mausoleo en el Cementerio de las M√°rtires de Huesca, dedicado a la memoria de Manuel Abad y compa√Īeros, fusilados en los d√≠as 5 y 7 de noviembre de 1848.

El 30 de diciembre de 1884 el Cuerpo de Obras p√ļblicas proyectaba el arreglo de la traves√≠a de Ayerbe.

Hasta el día 17 de enero de 1885 se hacen en Ayerbe distintos actos y colectas para socorrer las víctimas ocasionadas por los terremotos de Andalucía. El total recolectado fue de 1039 pesetas y 27 céntimos. Era alcalde d. Ramón Coiduras.

El 6 de febrero de 1885 en Ayerbe organizaron una función teatral, baile y rifa de un cordero y un pavo para recaudar fondos destinados a las víctimas de Granada y Malaga.

Para la festividad de la Virgen de Casbas del a√Īo 1885 acudieron a Ayerbe numerosas personas de las vecinas localidades y hubo procesi√≥n, refresco, presidido por el alcalde don Ram√≥n Coiduras, funci√≥n teatral y diversiones p√ļblicas muy favorecidas. El 26 de junio de 1885 se verific√≥ una subasta p√ļblica en la Secretar√≠a de la alcald√≠a de Ayerbe, para contratar las obras de un Matadero p√ļblico, cuyo presupuesto ascend√≠a a la cantidad de ocho mil pesetas y sesenta y cinco c√©ntimos.

Elegido alcalde de Ayerbe para el bienio 1885 - 1887 don Pedro Corral, recordado por su buena gestión anterior.

En 1885 Ayerbe fue una de las poblaciones no invadidas por la epidemia de c√≥lera extendida por toda Espa√Īa. Por acuerdo anticipado del Ayuntamiento de Ayerbe, previo consejo de la Junta Municipal de Sanidad, suspendi√≥ las fiestas de Santa Leticia que se debieran celebrar los d√≠as 8, 9, y 10 de septiembre y se cambi√≥ de fecha la feria de San Mateo que se venia celebrando los d√≠as 19, 20, y 21 de Septiembre y se pas√≥ a los d√≠as 9, 10 y 11 de octubre.

En Espa√Īa: El 25 de noviembre de 1885 falleci√≥ el rey Alfonso XII y comenz√≥ la Regencia de Mar√≠a Cristina de Habsburgo-Lorena

El día 14 de enero de 1886 el alcalde de Ayerbe don Pedro Corral, mediante BANDO, llamaba la atención a los padres ayerbenses por el absentismo escolar de los jóvenes a la escuela nocturna.

El 23 de marzo de 1886 la c√ļpula republicana ayerbense la honran los se√Īores: √Āngel Vera, Ricardo Monreal, Ram√≥n Coiduras, Pedro Corral, Babil Coiduras, Juan Alvarez, Lorenzo Gim√©nez, Mariano Soler, Juan Domingo Ruiz, Gregorio Fontana, y dejaban claro que ellos defend√≠an y votar√≠an la candidatura de Don Emilio Castelar.

En las Elecciones generales de Espa√Īa de 1886 en Ayerbe sali√≥ una mayor√≠a republicana.

19 de abril de 1886 En Ayerbe, la unanimidad de los concejales y contribuyentes que tomaron parte en la elecci√≥n de compromisarios, dieron sus votos a don √Āngel Vera.

El 25 de mayo de 1886 se propuso para una mención honorífica al maestro de párvulos de Ayerbe don Ambrosio Jíancera.

En la tarde del 28 de mayo de 1886 descarg√≥ un fuerte pedrisco en la campi√Īa de Ayerbe, que caus√≥ grandes perjuicios en las cosechas.

El 10 de junio de 1886 se celebran funerales por el alma del que fuera párroco de Ayerbe, don Sebastián Esperanza. Desde Huesca acudió su antecesor en el puesto don Jaime Borra.

En julio de 1886 se terminó el matadero y el servico de matacía de carnes fue convenientemente regularizado en Ayerbe. El nuevo edificio contaba con un sitio destinado exclusivamente a la matanza con separaciones debidas y el agua necesaria.

En la noche del 12 de septiembre de 1886 fue obsequiado D. √Āngel Vera, por sus amigos de Ayerbe, con una brillante serenata con motivo de la elecci√≥n en su favor de Diputado provincial.

Las fiestas de Ayerbe 1886 en conjunto correspondieron en animaci√≥n y esplendidez a las celebradas en a√Īos anteriores y sin que afortunadamente registrarse ning√ļn suceso desagradable.

La feria que se celebr√≥ en Ayerbe el a√Īo 1886 se vio muy favorecida por compradores y vendedores. La animaci√≥n en la localidad fue grande.

En Ayerbe los hielos del día 17 y 18 de marzo de 1887 perjudicaron a los almendros ya en flor, dando por perdida su cosecha, que constituía un importante elemento de producción.

El día 3 de abril de 1887 el coche-correo arrolló, entre Murillo y Ayerbe, a un hombre que imprudentemente quiso subir a él en el momento en que la velocidad de su marcha y la situación del camino impedían pararlo rápidamente, como se esforzó en conseguirlo su experto conductor.

El día 30 de junio de 1887 cesó como alcalde de Ayerbe d.Pedro Corral y resto de concejales, cuya gestión dejó tan gratos y prósperos recuerdos en la Villa.

El d√≠a 1 de julio de 1887 se constituy√≥ un nuevo Ayuntamiento en la villa de Ayerbe. A pesar de contar en √©l una mayor√≠a republicana no pusieron dificultad alguna al nombramiento para Alcalde del electo D. Benigno Ponz, conservador o tradicionalista. Las principales reformas econ√≥micas proyectadas por algunos de los nuevos ediles, consistieron en: la supresi√≥n de los gastos de sostenimiento del alumbrado p√ļblico, en la supresi√≥n del cargo de auxiliar de la Secretaria municipal y en la rebaja de la categor√≠a de las escuelas p√ļblicas.

La villa de Ayerbe celebr√≥ en 1887 la feria de San Mateo. La concurrencia fue tan grande como la de a√Īos anteriores. En ella abundaron los vendedores, pero la escasez de transacciones avis√≥ de que el malestar econ√≥mico no se circunscrib√≠a a las comarcas de la parte baja de la provincia de Huesca, sino que tambi√©n perturbaba y castigaba a la agricultura de todas las restantes. La feria en general fue floja.

Para el día 26 de septiembre de 1887 se habían presentado en Ayerbe varios casos de viruela, pero ni se propagaron en proporciones alarmantes, ni presentaron caracteres ni síntomas mortales.

En el Boletín Oficial de la Provincia de Huesca del día 30 de octubre de 1887 se publica un edicto del juzgado de primera instancia del partido de Huesca haciéndose saber: que D. Domingo del Cacho solicita las siguientes inclusiones en las listas electorales para Diputados a Cortes:

  • En la secci√≥n de Ayerbe Leandro Castro Lafuente, Domingo Soler Longaron, Jos√© Sarasa Gallego, Leonardo Lacambra P√©rez, Mariano Lacambra P√©rez, Mariano Rocha Torralba, Narciso Aguarod Alag√≥n, Pedro Pradel L√≥pez, Vicente Sarasa Gallego y Vicente Rocha Sarasa.

23 de diciembre de 1887 se declaran incluidas en el plan general de carreteras una que partiendo de la estación de Almudévar y pasando por Gurrea de Gállego, termine en Ayerbe.

En enero de 1888 los vinos de Ayerbe se cotizan de 32 a 35 pesetas el nietro (160 litros). Era alcalde de Ayerbe D. Benigno Ponz

Desde el 28 de julio de 1888 los viticultores de Ayerbe se apresuraron a combatir inmediatamente la plaga de mildiu por medio de la cal y el sulfato de cobre.

En septiembre de 1888 el Ayuntamiento de Ayerbe no dispuso nada de extraordinario en el programa de festejos para solemnizar los días de su patrona Santa Leticia

La alcaldía de Ayerbe declaraba libre de derechos la estancia de toda clase de ganados y puestos de venta en la feria de San Mateo.

En esta d√©cada lleg√≥ al t√©rmino de Ayerbe, el tajo de la Compa√Ī√≠a de Caminos de Hierro del Norte de Espa√Īa. Se acondicion√≥ la explanada para albergar la estaci√≥n de ferrocarril, con la apertura de una gran trinchera para el paso de la v√≠a (de la estaci√≥n a la Fontaneta). Sobresaliente el trabajo de canteros en el montaje de edificios y puentes. La estaci√≥n de ferrocarril de Ayerbe cont√≥ con un gran muelle y almacenes para el acopio, carga y descarga de mercanc√≠as; dep√≥sitos para la aguada de las locomotoras de vapor.

En el a√Īo 1888, en la Exposici√≥n Universal de Barcelona, obtuvo medalla de 2¬™ clase Francisco P√©rez, de Ayerbe, por su vino tinto de garnacha. Medalla de 3¬™ clase, por sus vinos tintos exentos de yeso: Lamberto Salcedo, Eusebio Panzano, Vicente G√°llego, Ram√≥n P√©rez, Jos√© Sarasa, Jos√© Villamayor, Mariano Aguarod, Santiago Normante, Le√≥n y Ram√≥n Fontana, todos ellos de Ayerbe

En 1889 acudieron a la Exposición Universal de París varios viticultores de la comarca, y consiguió mención honorífica Lorenzo Giménez, de Ayerbe, que había concurrido con su excelente vino tinto de pasto.

El 17 de mayo de 1889 se resolvió satisfactoriamente la importante cuestión de las expropiaciones de los terrenos que afectaba el trazado de la vía férrea de Huesca a Francia por Canfranc, en el término de la villa de Ayerbe. Comprendían una extensión de doce kilómetros, que se realizaron en la forma más satisfactoria, conciliadora y equitativa, que podía apetecerse.

El 23 de mayo de 1889 con motivo del sarampi√≥n, y previos dict√°menes de los ilustrados m√©dicos de la villa y de la Junta local de primera ense√Īanza, se cerraron las escuelas de Ayerbe.

El 7 de junio de 1889 se pagaron en Ayerbe los importes de los justiprecios de las expropiaciones de los terrenos que ocupó en el término municipal de aquella villa, la línea férrea de Huesca a Francia por Canfranc. Ascendió a unas 50.000 pesetas.

El 17 de junio de 1889 par√≥ en Ayerbe a su paso hacia Jaca la excelente banda de m√ļsica del regimiento de infanter√≠a del Rey. El alcalde Sr. Ponz y otros distinguidos sujetos de aquella localidad costearon una abundante y suculenta comida a la que concurrieron, todos los individuos de la banda de m√ļsica, quienes agradecidos por tales agasajos y correspondiendo a las insinuaciones de los aficionados a la buena m√ļsica, ejecutaron en la plaza p√ļblica algunas de las bonitas piezas de su extenso y escogido repertorio.

En julio de 1889:

  • en los extensos vi√Īedos de Ayerbe caus√≥ tan grandes da√Īos las enfermedades criptog√°micas, que las uvas estaban ya en su mayor√≠a secas y desprendidas muchas de los sarmientos, sin que, en vista de tales estragos, se tuviera esperanza de obtener el menor resultado de lo que era la principal riqueza de aquella comarca.
  • bastante animaci√≥n de forasteros la villa con motivo de los trabajos y obras del ferrocarril internacional a Francia. Destajistas, canteros, peones y ese contingente obligado de familias que al amparo del producto ganado por un padre de familia, segu√≠an la errante vida del bracero.

El 7 de agosto de 1889 fue aprehendido cerca de Canfranc, Juan Lacambra y Lasierra vecino de Ayerbe y el presunto autor del crimen en la persona de Lorenzo Castan, de Losanglis, ocurrido a mitad de julio en los Ibones, cerca de Ayerbe.

En septiembre de 1889 se abrían los cimientos para el muelle de mercancías de la estación de ferrocarril de Ayerbe.

1890 - 1900

El día 20 de enero de 1890 está cimentada la estación de ferrocarril de Ayerbe. Trabajan 2.000 obreros en los 124 kilómetros entre Huesca y Orante, estando la tercera parte enfermos por la epidemia de viruela.

Del 2 al 4 de junio de 1890 visit√≥ Ayerbe el Obispo de Huesca Sr. Alda que administr√≥ el sacramento de la confirmaci√≥n a 400 ni√Īos. Visit√≥ y qued√≥ sorprendido por la categor√≠a de las nuevas escuelas. Era Alcalde d. Mariano Soler y Cura d. Bruno Castan.

Los d√≠as 12 y 13 de septiembre de 1890 visit√≥ la ermita de la Virgen de Casbas y las iglesias de Ayerbe, Losanglis y Fontellas el entonces Obispo de Huesca Sr. Alda. En Losanglis salieron a recibirlo los ni√Īos que iban a hacer la Confirmaci√≥n y se montaron varios arcos de triunfo en el recorrido que hizo el Prelado.

El 15 de noviembre de 1890, d. Primitivo Sagasta, ingeniero de la comisi√≥n facultativa del gobierno de Espa√Īa, inspeccion√≥ las obras en construcci√≥n del Canfranc. Entre otras muchas obras comprob√≥ que la estaci√≥n de Ayerbe estar√≠a terminada en ocho d√≠as.

En 1891 los efectos de la gran miseria que reina en toda la parte baja y media de la provincia se deja ya sentir, no solamente en el gran n√ļmero de pobres que por todas partes acosan a los transe√ļntes pidiendo con mayor o menor humildad una limosna, sino que toma otro car√°cter en la seguridad personal de los que por las circunstancias de su profesi√≥n u oficio se ven obligados a vivir o transitar por los campos.

En enero de 1891 comenz√≥ el asiento de v√≠a entre Huesca y Ayerbe. El material de acero que se emple√≥ era espa√Īol. Las traviesas de roble tuvieron que ser importadas de Italia.

Hay servicio de coche a Huesca. Sale de Ayerbe por la ma√Īana y vuelve por la noche. La cosecha de vino se prepara buena pero las exportaciones a Francia se han paralizado.

En las Elecciones generales de Espa√Īa de 1891 en Ayerbe gan√≥ la Coalici√≥n Republicana presidida en esta poblaci√≥n por d. Angel Vera.

Mayo de 1891 en la línea del Canfranc trabajan 5000 obreros que no hicieron la huelga del 1 de mayo.

El día 21 de junio de 1891 la Guardia Civil detiene en Ayerbe a dos de los secuestradores de d. José Ubieto, vecino de Anies.

A las once de la ma√Īana del 30 de julio de 1891 entr√≥ en la estaci√≥n de Ayerbe la locomotora n√ļmero 405, la tan deseada locomotora, siendo saludada con los acordes de la banda de m√ļsica y general repique de campanas, como precursora de incalculables beneficios futuros. Presenci√≥ tan solemne acto el alcalde D. Vicente Sarasa con una comisi√≥n del Ayuntamiento, un distinguido s√©quito y numerosas gentes atra√≠das por la novedad del suceso. El primer tren aparece en Ayerbe para comenzar unos a√Īos de gran actividad mercantil.

En septiembre de 1891 se pedía desde Ayerbe que la carretera de Ejea de los Caballeros a Uncastillo, se continuara por Luesia, Biel, Fuencalderas y Santa Eulalia de Gállego hasta Ayerbe. Otra que llegara desde Gallur pasando por Valpalmas, Ardisa, Biscarrués, Piedramorrera y Losanglis.

El día 9 de noviembre de 1891 asesinan a Pascual Abad, un joven ayerbense que trabajaba en el Canfranc y que bajaba desde Pardinilla con el dinero ganado a casa.

En diciembre de 1891 todas las autoridades de Ayerbe, el Ayuntamiento y centenares de vecinos acudieron al Director general de Comunicaciones sr. Los Arcos después de haberse rebajado de categoría la clasificación de la estación de telégrafos de Ayerbe, para que se clasificara como lo estuvo desde su establecimiento, para ser dirigida por personal facultativo. También se pidió que siguiera en ella el oficial del cuerpo D. José Batalla y Bescós.

Tras seis a√Īos consecutivos de escas√≠simas cosechas en la comarca de Ayerbe, el a√Īo 1892 no fue mejor: los hielos de Febrero destruyeron por completo la almendra, que en estos tiempos quitaba mucha hambre. Los hielos de principios de mayo se llevaron los dos tercios de la cosecha del vino y maltrataron la de cereales. La pertinaz sequ√≠a de toda la primavera y principio de verano desvaneci√≥ las ilusiones de los que contaban aun con el producto del trigo y aceite. Una tempestad de granizo, agua y vientos huracanados la noche del viernes 15 de julio malmeti√≥ el vi√Īedo que quedaba, desgraci√≥ la hortaliza y arrastr√≥ mucha tierra de labor.

En septiembre de 1892 la Junta de Beneficencia rige y administra el Teatro local. Los actores aficionados, entre los que se encuentra Vicente Castro Les, no se sienten apoyados por dicha junta. Las Fiestas de Santa Leticia han estado flojas de actos. En la feria de San mateo de este a√Īo se vendieron m√°s de 1000 cabezas de ganado vacuno y cercanas a las 200 de cerda. Las de caballar, asnal y mular estuvieron entre una y otra.

El 7 de diciembre de 1892 se concedieron a Ayerbe por el ministerio de la Gobernación 2000 pesetas de auxilios por los siniestros agrícolas.

El jueves 22 de diciembre de 1892 pasa por Ayerbe la locomotora que por primera vez llegar√° a Sabi√Ī√°nigo.

El 28 de diciembre de 1892 se da la noticia de que el Consejo de ministros acordó el indulto de la pena de muerte para uno de los tres reos, soldados del regimiento de infantería del Infante, condenados por el Consejo de Guerra de Zaragoza, en la causa por asesinato del joven Abad de Ayerbe. Se han denegado los de los dos restantes porque a juicio del Consejo son reos en los que concurren circunstancias tan graves y de tal índole que imposibilitan el ejercicio de la real clemencia.

En el a√Īo 1893 y ante la necesidad de exportar los vinos del Somontano, tambi√©n acudieron a la Exposici√≥n universal de Chicago, obteniendo premio un total de 28 productores de la provincia, entre los que se encontraba Ignacio Cinto, de Ayerbe.

El 3 de marzo de 1893 falleci√≥ en Madrid do√Īa Caralampia M√©ndez de Vigo y Arizcum, condesa de Santa Cruz de los Manueles y esposa del marqu√©s de Ayerbe. Enterrada en Alfranca, se celebraron funerales en la iglesia de Ayerbe el d√≠a 22 de septiembre al que asistieron el se√Īor marqu√©s y su hijo as√≠ como el Ayuntamiento de Ayerbe, el se√Īor juez y el pueblo en general que llenaba el templo. Concelebraron la misa los sacerdotes de los pueblos colindantes a Ayerbe. El se√Īor marqu√©s dejo una suntuosa propina para los pobres de la Villa.

En Abril de 1893 es nombrado Embajador de Espa√Īa en San Petersburgo el marqu√©s de Ayerbe.

El 4 de mayo de 1893 más de 18 personas (en su mayoría mujeres) morían ahogadas al hundirse la barca-pontón que cruzaba el río Gállego desde San Eulalia. Eran 45 las personas que cruzaban para ir de rogativa por la escasez de lluvias. El peso y la fuerza de la corriente fueron las causas del accidente.

El 15 de julio de 1893 descarrila el Canfranero al chocar el tren con una carretilla de trabajos. En el accidente murió el maquinista. Se daba la circunstancia que se inauguraba ese día el servicio de correos de la ruta de Huesca a Jaca por la línea férrea del Canfranc.

La ventanilla de la estación de Ayerbe llega a dispensar una media de 90 ó 100 billetes diarios.

En septiembre el Ayuntamiento de Ayerbe anunci√≥: Que debido a la grave situaci√≥n econ√≥mica que atravesaban los ganaderos de la zona, suprim√≠a para la feria de San Mateo el impuesto que ven√≠a cobrando en a√Īos anteriores.

El 11 de septiembre de 1893 hay quejas por el mal funcionamiento de la l√≠nea Tardienta - Jaca. En poco tiempo se han reventado 6 locomotoras y la comarca se retrae de viajar en ferrocarril. La compa√Ī√≠a de los Caminos de Hierro del Norte es acusada de emplear locomotoras viejas y vagones deteriorados.

El 18 de septiembre de 1893 la compa√Ī√≠a de los Caminos de hierro del Norte, public√≥ un aviso poniendo en conocimiento del p√ļblico, que a partir del d√≠a 19 de Septiembre, el tren correo n√ļmero 362, con salida de Jaca a las dos quince de la tarde circular√≠a con nuevos horarios: Salida de Jaca, a las dos de la tarde; de Navasa (apeadero), a las dos doce; de Sabi√Ī√°nigo (empalme para Panticosa), a las dos treinta y nueve; de Orna, a las dos cincuenta y siete; de Caldearenas-Aquilu√©, a las tres diez y seis; de Anz√°nigo, a las tres cuarenta y tres; de La Pe√Īa, a las tres cincuenta y nueve; de Ayerbe, a las cuatro treinta y dos; de Plasencia, a las cinco y siete; de Alerre, a las cinco veintis√©is; de Huesca, a las cinco cuarenta y ocho; de Vicien a las seis cuatro, para llegar a Tardienta a las seis veintid√≥s y empalmar con el tren correo de Barcelona a Zaragoza y Madrid.

El 19 de septiembre de 1893 un descomunal pedrisco arruinó el día de feria y los huertos. Una impresionante riada arrastró los huertos de la orilla del barranco de la Fontaneta.

El 26 de septiembre de 1893 el Gobierno civil de Huesca pasa una Circular haciendo p√ļblica la real orden que encarga la busca y captura de Cipriano Arteaga, preso fugado de la c√°rcel de Ayerbe.

El 13 de noviembre de 1893 salieron 18 de los reservistas ayerbenses llamados por los sucesos de Melilla (Guerra de Margallo)

El 2 de diciembre de 1893 el director general de Correos y Telégrafos ordenaba al Jefe de la sección telegráfica de Huesca que habilitara local, por cuenta del Estado, para la estación de Ayerbe, cuya importancia reconocía la administración.

El 22 de diciembre de 1893 La Direcci√≥n general de Obras p√ļblicas, autoriz√≥ al Ayuntamiento de Ayerbe para proceder al estudio y formaci√≥n del correspondiente proyecto, en el plazo de un a√Īo, de la secci√≥n de carretera de Ayerbe a Ardisa. La ejecuci√≥n de tan importante proyecto,corri√≥ con cargo a comerciantes y agricultores de Ayerbe, Piedramorrera, Biscarru√©s y Ardisa, principales interesados en dicha secci√≥n de carretera.

El 8 de junio de 1894 se aprueba el proyecto de carretera desde Bolea por Aniés y Sarsamarcuelo a la estación de Ayerbe.

El 22 de julio de 1894 Obras p√ļblicas se√Īal√≥ el plazo de 30 d√≠as para reclamar contra la concesi√≥n de agua, afluente del r√≠o Seco, en t√©rminos de Ayerbe, con destino a las necesidades de la estaci√≥n del ferrocarril.

En septiembre de 1894 :

  • Se pidi√≥ dictamen a la Junta Consultiva sobre el expediente de concesi√≥n a la villa de Ayerbe y a la Compa√Ī√≠a de los caminos de hierro del Norte del aprovechamiento simult√°neo de todo el caudal de las aguas del r√≠o Ayerbe para el abasto directo de aquel vecindario, dentro del casco de la poblaci√≥n, y de la estaci√≥n de la l√≠nea f√©rrea de Huesca a Jaca.
  • Apareci√≥ el primer n√ļmero de "El Adelanto" peri√≥dico independiente, de noticias, literatura √≥ intereses locales, que fund√≥ en Ayerbe Vicente Castro Les.

El 6 de octubre de 1894 emite una circular de orden p√ļblico el Gobierno Civil a la busca y captura del individuo perteneciente a la primera brigada de Sanidad militar del quinto cuerpo del ej√©rcito, Rafael Sanclemente Marcuello, natural y vecino de Ayerbe, como desertor.

Noviembre de 1894 la vendimia, fue buena, con frutos y mostos de primera calidad.

En diciembre de 1894 Obras p√ļblicas resolvi√≥ favorablemente la concesi√≥n de aguas p√ļblicas solicitada por la Compa√Ī√≠a de los Caminos de hierro del Norte y el Ayuntamiento de Ayerbe, para el simult√°neo aprovechamiento de las aguas de Fontoval.

En enero de 1895:

  • Por la Direcci√≥n general de Obras p√ļblicas se autoriz√≥ a la Compa√Ī√≠a de ferrocarriles del Norte aprovechar 309 metros c√ļbicos por d√≠a, equivalentes a 3576 litros por segundo, de aguas del arroyo Fontoval, destinando 50 metros c√ļbicos diarios al servicio de la estaci√≥n del ferrocarril en Ayerbe, y el resto para el abastecimiento y riegos de la villa.

Los gastos ocasionados por la inspecci√≥n de las obras correr√≠an de cuenta de la compa√Ī√≠a concesionaria

  • Anuncio de la jefatura de Obras p√ļblicas de la provincia abriendo una informaci√≥n por treinta d√≠as para los estudios del proyecto de carretera de Ayerbe a Ardisa (de la carretera de tercer orden de Ayerbe a la villa de Ejea de los Caballeros, por Piedramorrera, Biscarru√©s, Ardisa y Erla.)

El 4 de mayo de 1895 se canto misa de Réquiem en solemnes funerales en recuerdo de las víctimas del crucero Reina Regente. Celebró el párroco de Ayerbe d.Bruno Castán y acudió el Ayuntamiento y todo el pueblo.

En mayo de 1895 el ayerbense Domingo Ruiz present√≥ un arado con la marca "Ruiz" que tuvo buena aceptaci√≥n entre los agricultores. En su construcci√≥n se tuvieron presentes los m√°s m√≠nimos detalles y el peso, en los tres tama√Īos que ofrece es de 34, 25 y 20 kg respectivamente, pudiendo adaptarse el tim√≥n a la altura de las caballer√≠as de arrastre. Su mecanismo era muy sencillo y su manejo no ofrec√≠a dificultad alguna, pudiendo ser reparado en cualquier herrer√≠a de pueblo.

En julio de 1895:

  • El pedrisco destruy√≥ por completo las cosechas de vino y aceite. Hay que agregar el mal originado por las aguas torrenciales que causaron grand√≠simos destrozos, arrastrando mieses y llev√°ndose la tierra de labor.

El 28 de julio de 1895 en las proximidades de Ayerbe, fue secuestrado durante unas horas el rico propietario de Concilio d. Domingo Aur√≠a. Acompa√Īado de dos hijos de corta edad y de un criado, fue sorprendido por unos hombres que lo retuvieron hasta que el criado volvi√≥ con el dinero que ten√≠a en casa.

El día 12 de septiembre de 1895Paso de Castelar en tren, de vuelta del Mediodía francés con dirección a Valls. Toda la población de Ayerbe esperaba en los andenes para saludarlo. Dicen las crónicas que bajó D.Emilio Castelar , saludo y estrechó la mano a todos los que le alcanzaron. Era alcalde de Ayerbe D. Eusebio Moreno

El d√≠a 15 de septiembre de 1895 se a√Īade a la Sociedad de la Sarda el monte de Monforrobal.

El 5 de noviembre de 1895 condenados a una pena de cadena perpetua los cinco secuestradores de d. Domingo Auría. Se daba la circunstancia de que tenían antecedentes.

El 8 de noviembre de 1895 la jefatura de Obras p√ļblicas de la provincia aprob√≥ definitivamente el proyecto del trozo de carretera de Ayerbe a Ardisa.

El 22 de noviembre de 1895 la comisi√≥n provincial admiti√≥ la escusa del cargo de concejal del Ayuntamiento de Ayerbe a d. Edesio Ubieto Cabez, por existir incompatibilidad entre este cargo y el de Juez municipal suplente que el interesado desempe√Īaba.

Comienza 1896 con el √°nimo embargado por las preocupaciones que anteceden a una invernada de penuria y escasez.

El 13 de julio de 1896 pasó a las secciones del Congreso, una proposición de ley pidiendo la inclusión en el plan general de carreteras del Estado, una que partiendo de la Villa de Ayerbe y pasando por el Molinaz, Santa Eulalia de Gállego y Fuencalderas, empalmara en el término municipal de Biel, con la de Uncastillo.

La feria de San Mateo de 1896 acusó la falta de dinero en los feriantes. No se hicieron buenos negocios ni por parte de los compradores ni de los vendedores.

En la cosecha de vino de 1896, en la comarca de Ayerbe los franceses ofrecen - en lagar - 26 pesetas por nietro (160 litros), llegando a pagarse en octubre hasta 29 pesetas y 75 céntimos por nietro.

El 20 de enero de 1897 fueron encargados los Sres. D. Federico Villasante y D. Santos Ac√≠n de la redacci√≥n del proyecto, y del presupuesto y condiciones para subasta, de las obras de la conducci√≥n de aguas potables al interior de Ayerbe desde la toma de la ca√Īer√≠a de abasto de la estaci√≥n f√©rrea de aquella villa.

El 12 de marzo de 1897 vuelve, por enfermo de Cuba el soldado ayerbense Ramón Castillo.

El 27 de marzo de 1897 termin√≥ el arquitecto Sr. Villasante el estudio del proyecto de conducci√≥n de aguas potables al interior de la villa de Ayerbe. Fue un trabajo notable. La Junta de regantes que tuvo la iniciativa de tan importante mejora, contrat√≥ en p√ļblica subasta la ejecuci√≥n de las obras. El d√≠a 11 de mayo se verificar√≠a la subasta para la contrataci√≥n y ejecuci√≥n de las obras.

  • Se tomaron las aguas en la ca√Īer√≠a de las de surtido a la estaci√≥n del ferrocarril, por derecho as√≠ estipulado al cederse a la compa√Ī√≠a del Norte el caudal preciso para sus servicios.
  • Con dos grandes fuentes de piedra (una en cada plaza), proyectadas con mucho gusto, y una de hierro (en el barrio medio), de las llamadas de vecindad, se hizo el abasto de la poblaci√≥n. Tambi√©n se establecieron varias bocas para riego y extinci√≥n de incendios.

El 16 de abril de 1897 publica El Diario Oficial del Ministerio de la Guerra los soldados fallecidos en cuba en los meses de octubre y noviembre de 1896, en el aparece el soldado ayerbense Juan Sarasa Martínez que falleció del vómito en La Habana el 31 de octubre.

La cosecha de almendras se promet√≠a buena, No se recogi√≥ la gran cosecha de cereal que se esperaba, pero s√≠ una mediana. La cosecha de vino no es mala pero algunas vi√Īas comienzan a ser atacadas por el Mildiu

El 16 de septiembre de 1897 autoriz√≥ el Ministro de la Guerra el estudio del proyecto de carretera de Ayerbe a Biel, cuya concesi√≥n solicit√≥ a la Direcci√≥n General de Obras p√ļblicas D. Francisco Gav√≠n.

En las Ferias de Ayerbe puede decirse, con fundamento, que todo lo all√≠ presentado se vendi√≥. En el ganado hubo un regular n√ļmero de transacciones a precios remuneradores, y, por lo general, al contado.

El 29 de septiembre de 1897 el Ministerio de Hacienda autorizó los créditos necesarios para la obra de la carretera de Ayerbe a Ardisa.

Circular del Gobierno Civil encargando la busca y captura del vecino de Ayerbe Mariano Fontana, de 26 a√Īos de edad, autor de herida grave inferida a su convecino Sim√≥n Latorre la tarde del 26 de octubre de 1897

El 25 de enero de 1898 se celebró con multitud de peregrinos de pueblos comarcanos y algunos oscenses (acudían a gracias recibidas al apóstol) la fiesta de San Pablo.

El 6 de febrero de 1898 se canto en Ayerbe un Te Deum solemnísimo por la paz de Filipinas.

Durante el a√Īo1898 ser√°n muchos los soldados ayerbenses llegados de Ultramar: Ruperto Pradel Jim√©nez, Juan Abad√≠a L√≥pez, Juan Arena Ena, Antonio Vera P√©rez

El 20 de febrero de 1898 autoriz√≥ la Jefatura de Obras p√ļblicas de Huesca, la confrontaci√≥n del estudio del proyecto de carretera, redactado por concesi√≥n particular solicitada por D. Francisco Gav√≠n, de Ayerbe a Biel. La efectu√≥ el Ingeniero don Severino Bello.

El 26 de febrero de 1898 el anuncio de subasta del trozo de carretera de Ayerbe a Ardisa. Se verificar√° el 16 de abril. Su presupuesto de contrata asciende a la suma de 295.876'96 pesetas.

En las elecciones generales a Cortes del día 27 de marzo de 1898, en Ayerbe no hubo mucha animación, resultando una votación regular llevada en medio de la más completa tranquilidad. Salió una mayoría de votos Liberales.

El d√≠a 2 de mayo de 1898 por gestiones del diputado a Cortes, Sr. Camo, se orden√≥ por la Direcci√≥n general de Obras p√ļblicas el estudio del proyecto de la carretera de Bolea a Ayerbe.

El 13 de junio de 1898 publica El Diario Oficial del Ministerio de la Guerra los soldados fallecidos en cuba, en el aparecen: El soldado ayerbense Mariano Sarasa Juncosa, de enfermedad, en Santa Clara el 23 de junio de 1897; el soldado ayerbense Guillermo Tejedor que falleció del vómito en Candelaria el 4 de enero de 1898; el soldado ayerbense Juan Sarasa Martínez,del vómito, en La Habana; Benito Torres Sierra, del vómito, en Santa Clara

En la primera quincena de junio de 1898 los precios del vino de Ayerbe continuaban firmes y la extracción tuvo verdadera importancia por el puerto de Canfranc, por donde circularon infinidad de carros que cargaron con frecuencia en Ayerbe; cuyos caldos eran muy solicitados por las excelentes condiciones de color, grado y extracto que poseían. El precio estaba en de 25 a 28'5 pesetas el hectolitro.

El d√≠a 17 de junio de 1898 hubo un robo en el almac√©n del importante y muy acreditado comercio de tejidos del Sr. Duch, en Ayerbe. Se detuvo a los ladrones, d√≠as m√°s tarde, en la ciudad de Alca√Īiz. Los carros atestados de g√©neros procedentes del robo de Ayerbe eran tres, con trece individuos entre hombres y mujeres.

El d√≠a 24 de junio de 1898 fallecci√≥ D√Īa. Antonia Cajal, esposa del conocido y acreditad√≠simo m√©dico D. Justo Ram√≥n, y madre del sabio hist√≥logo y catedr√°tico eminente de la Universidad Central D. Santiago y del profesor de C√°diz, D. Pedro. En Ayerbe caus√≥ hondo pesar.

Elecciones de diputados provinciales

Se efectuaron el día 11 de septiembre de 1898

Resultados

Candidatos liberales

  • D. √Āngel Vera 528 votos
  • D.Domingo del Cacho 444 votos
  • D. Miguel Abiol 391 votos
  • D. Luis Fuentes 359 votos

Candidatos conservadores

  • D. Victori√°n Coarasa 2 votos.
  • D. Jos√© Mar√≠a Alvarez 1 votos

Equivalentes a votantes:

  • Liberales....... 574
  • conservadores 2

La Feria de Ayerbe estuvo muy animada. El ganado vacuno y de cerda que se presentó a la venta fue abundantísimo y se cotizó a precios elevados, siendo a pesar de esto numerosas las transacciones, de modo que puede decirse que en 1898 resultó una buena feria.

El 20 de noviembre de 1898 la Direcci√≥n general de Obras p√ļblicas, previo dictamen de la Junta consultiva del ramo, aprob√≥ definitivamente el proyecto t√©cnico del primer tramo de la carretera de Ayerbe a Biel.

Durante este a√Īo hay un goteo permanente de soldados repatriados de Filipinas.

El 4 de abril de 1899 firma de S. M. un decreto aceptando la dimisión que hizo del cargo de embajador en San Petersburgo el marqués de Ayerbe.

El 15 de abril de 1899 en Ayerbe se hel√≥ una cuarta parte del vi√Īedo, tambi√©n se arruin√≥ por completo la florescencia y brote de los almendros, cuyos rendimientos en √©pocas bonancibles constitu√≠an casi exclusivamente el recurso del labrador pobre.

El 15 de mayo de 1899 las elecciones municipales en la villa de Ayerbe fueron completamente tranquilas. Se presentó una sola candidatura y recayó la elección de los cinco puestos a que comprendía la votación en propietarios y agricultores genuinamente liberales.

2 de julio de 1899 PROPOSICI√ďN DE LEY Art√≠culo √ļnico. Se declara incluida en el plan general de carreteras del Estado, de tercer orden, de la provincia de Huesca:

Agosto de 1899: entre los planes de obras cuya construcción se emprendió en el ejercicio de 1899-1900, se hallaba la carretera de Ayerbe a Bolea, cuyo presupuesto fue de 430.618'98 pesetas.

En septiembre de 1899:

  • En algunas vi√Īas del t√©rmino de Ayerbe reapareci√≥ la plaga del mildiu. El tiempo bochornoso facilitaba su propagaci√≥n. Mucha preocupaci√≥n por el primer elemento de la riqueza agr√≠cola local.
  • La feria Por las buenas cosechas de los dos √ļltimos a√Īos, los peque√Īos propietarios se animaron a remediar la necesidad que sent√≠an de poseer caballer√≠as propias para la labor de sus fincas. Siendo considerable la demanda, el ganado tom√≥ desde el primer instante precios en la plaza desconocidos, y el n√ļmero de transacciones realizadas alcanz√≥ una cifra nunca igualada en anteriores ferias. Vendi√©ronse de setenta a ochenta mulas, ganado de cuya especie apenas hab√≠a ejemplares en anteriores ferias. El ganado asnal fue el que bati√≥ el record de los precios; Fueron numeros√≠simos los vendidos. Las cabezas de vacuno, que siempre fueron el nervio de esta feria, acudieron en la misma proporci√≥n de a√Īos anteriores. Una gran feria, mucho dinero, mucho ganado y much√≠simas operaciones; concurrencia extraordinaria de feriantes.

En 1900 Ayerbe tenía 2546 habitantes.

En el a√Īo 1900 era alcalde de la Villa Lamberto Salcedo Langl√©s.

En febrero de 1900 Las fiestas del Carnaval, transcurrieron en Ayerbe, como siempre sin grandes novedades; por las calles mascarones dando latas a los transe√ļntes y s√≥lo alguna que otra m√°scara vestida con gusto. Donde hubo brillantez, buen gusto y alegr√≠a fue en los bailes de ambos casinos que constituyeron la verdadera nota del Carnaval; la gente joven de uno y otro sexo se divirti√≥ sin incidencias destacables. El domingo de Pi√Īata una comparsa estudiantil sali√≥ a postular por las calles de la villa, dedicando el producto de la colecta en beneficio del Hospital de pobres de la localidad.

En marzo de 1900

  • en Ayerbe hay una alarma generalizada por el ataque a personas y animales de perros salvajes rabiosos.
  • El joven artista ayerbense Jos√© Mar√≠a Ortas, envi√≥ a Madrid, un bast√≥n de boj destinado a figurar en la la Exposici√≥n Universal de Par√≠s. En el palo labr√≥ durante un a√Īo, en relieve, la vida de Jes√ļs. El bast√≥n, que por lo preciso y limpio del trabajo parec√≠a de marfil, iba encerrado en una caja de aristas de nogal y caras de cristal biselado, girando el objeto expuesto por una de las bases de √©sta, a fin de facilitar el examen en conjunto y en sus m√°s m√≠nimos detalles.

Condenado Mariano Aguarod, de Ayerbe, a la pena de ocho a√Īos de prisi√≥n mayor, accesorias y mil pesetas de indemnizaci√≥n a favor de la familia del interfecto por asesinar con nueve cuchilladas a Manuel Forcada, tambi√©n de Ayerbe, el d√≠a 13 de abril de 1900]].

El día 10 de mayo de ]]1900]] a las doce del mediodía cerró el comercio de Ayerbe en conformidad de la manifestación de protesta iniciada por la Unión Nacional.

El 14 de mayo de 1900 falleció en Ayerbe don Juan Alvarez Almárcegui, cortador y fundador de la carnicería de Casa Juanico.

El 29 de julio de 1900 de regreso de las maniobras que hab√≠an realizado en el Pirineo, llegaron a Ayerbe, primeramente el tercer batall√≥n de Infanter√≠a de Monta√Īa, y m√°s tarde la unidad de puentes del Regimiento de Pontoneros. A las siete y treinta minutos pr√≥ximamente se procedi√≥ a la distribuci√≥n de alojamientos. Se hizo en la plaza una misa de campa√Īa a la que asistieron militares y pueblo en general (dice la cr√≥nica que especialmente las muchachas). La banda militar interpret√≥ por la tarde varias piezas que con la multitud de militares reci√©n llegados dieron un ambiente festivo.

El 5 de septiembre de 1900 se publica por primera vez en la prensa un programa completo de las Fiestas de Santa Leticia. No hay conocimiento anterior de la existencia de la comparsa de Gigantes y cabezudos de Ayerbe

En 1900 en la Feria:

  • Por ferrocarril llegaron 10.000 kg de frutas para la venta en la plaza.
  • Hubo multitud de transacciones de ganado vacuno, mular y de cerda, cotiz√°ndose el primero a elevados precios.
  • Durante la feria lleg√≥ a pagarse 7 pesetas y 90 c√©ntimos por fanega de almendras
  • Se sacrificaron en el matadero municipal y se expendieron para el consumo p√ļblico 16 grandes cerdos, sin satisfacerse por completo las demandas de venta al detal en las tablajer√≠as.
  • El 19 de septiembre lleg√≥ a Ayerbe en el tren correo, a pasar los d√≠as de feria, el sabio Dr. D. Santiago Ram√≥n Cajal, y se hosped√≥ en casa de su buen amigo Juan Domingo Ruiz.
  • Se dispararon cuatro tiros en plena plaza, resultando herido un vecino de Ag√ľero que no ten√≠a intervenci√≥n alguna en una pelea entre gitanos y que muri√≥ horas m√°s tarde a consecuencia del disparo en el vientre. Despu√©s de detener la guardia civil a algunos de los protagonistas del incidente, no se ve√≠a ya ning√ļn gitano en las calles de la villa.

Véase también

Bibliografía

Enlaces externos


Wikimedia foundation. 2010.

Mira otros diccionarios:

  • Historia de Ayerbe. Siglo XIX ‚ÄĒ En 1810 un enfrentamiento tuvo lugar en el convento de los padres dominicos de Ayerbe. Atrincherados los franceses en el convento fueron presionados a huir; las tropas nacionales no tuvieron otro remedio que prenderle fuego para que lo… ‚Ķ   Enciclopedia Universal

  • Historia de Ayerbe (siglo XX) ‚ÄĒ Ayerbe a finales de la d√©cada de 1960. Los primeros veinte a√Īos del siglo fueron para Ayerbe de desarrollo agr√≠cola, y aunque no aument√≥ demasiado la superficie cultivada, s√≠ que hubo notables incrementos en la productividad. Esta mejora… ‚Ķ   Wikipedia Espa√Īol

  • Historia de Ayerbe (siglo XXI) ‚ÄĒ Este art√≠culo o secci√≥n necesita una revisi√≥n de ortograf√≠a y gram√°tica. Puedes colaborar edit√°ndolo (lee aqu√≠ sugerencias para mejorar tu ortograf√≠a). Cuando se haya corregido, borra este aviso por favor. Habitantes en el a√Īo 2000 (Cifras de… ‚Ķ   Wikipedia Espa√Īol

  • Historia de Ayerbe ‚ÄĒ muralla en S.Benito aljibe en el recinto amurallado No existen datos objetivos que permitan supo ‚Ķ   Wikipedia Espa√Īol

  • Ayerbe ‚ÄĒ Saltar a navegaci√≥n, b√ļsqueda Ayerbe Bandera ‚Ķ   Wikipedia Espa√Īol

  • Historia externa del euskera ‚ÄĒ Existen desacuerdos sobre la neutralidad en el punto de vista de la versi√≥n actual de este art√≠culo o secci√≥n. En la p√°gina de discusi√≥n puedes consultar el debate al respecto. Art√≠culo principal: Historia del euskera La historia externa del… ‚Ķ   Wikipedia Espa√Īol

  • Historia de Reus ‚ÄĒ Contenido 1 Repoblaci√≥n 2 Camarlengo y castellano de Reus 3 Camarlengos y Papas 4 Siglo XVI y primera mitad del siglo XVII ‚Ķ   Wikipedia Espa√Īol

  • Historia de la orfebrer√≠a ‚ÄĒ La Historia de la Orfebrer√≠a trata de la evoluci√≥n de la orfebrer√≠a a trav√©s del tiempo. Contenido 1 Prehistoria 2 Edad Antigua 2.1 Oriente Pr√≥ximo 2.2 Egipto ‚Ķ   Wikipedia Espa√Īol

  • Historia del euskera ‚ÄĒ Art√≠culo principal: Euskera La historia del euskera trata del recorrido hist√≥rico de esta lengua, lengua de origen desconocido y sin similitud con ninguna de las que le rodean, que se remonta a tiempos anteriores a la invasi√≥n de los pueblos… ‚Ķ   Wikipedia Espa√Īol

  • Historia del republicanismo espa√Īol ‚ÄĒ Bandera de la II Rep√ļblica Espa√Īola, utilizada desde hace m√°s de un siglo por el movimiento republicano espa√Īol. En Espa√Īa ha existido una persistente corriente de pensamiento republicana a lo largo de los siglos XIX, XX y XXI, que sin embargo… ‚Ķ   Wikipedia Espa√Īol


Compartir el artículo y extractos

Link directo
… Do a right-click on the link above
and select ‚ÄúCopy Link‚ÄĚ

We are using cookies for the best presentation of our site. Continuing to use this site, you agree with this.